urbana - servicios 2020
comodoro

Gran operativo en Comodoro: desconectaron más de 470 conexiones de energía ilegales

Con un amplio despliegue policial, liderados por el Ministro de Seguridad de la Provincia y la SCPL, se llevó a cabo un masivo operativo de desconexión de conexiones ilegales de energía en los barrios 30 de Octubre y Máximo Abásolo.

Con la presencia del Ministro de Seguridad de Chubut Federico Massoni, acompañado por policías de la Provincia de diferentes dependencias al mando del Subjefe de la Policía del Chubut, comisario Néstor Gómez, el Jefe de la Unidad Regional de Comodoro Rivadavia, Ricardo Lienan, miembros del Consejo de Administración y cuadrillas de trabajo, se desarrolló un amplio operativo de desconexión en los barrios 30 de Octubre y Máximo Abásolo, donde se detectaron más de 470 conexiones irregulares.

El operativo se inició por la mañana en el barrio 30 de Octubre donde se detectaron aproximadamente 318 conexiones clandestinas. “Realizamos la desconexión de gente que no está conectada a la energía de forma regular. Esto genera un perjuicio económico a nuestra institución, donde pagamos severas multas que nos envía CAMMESA por esta energía no medida”, aseguró Leonardo Cantos, referente del área institucional de la SCPL, quien agregó que “en este complejo habitacional teníamos identificadas más de 300 conexiones irregulares”.

6.jpg

Cantos aseguró que es una realidad que debemos afrontar, y “es una situación que queremos terminar principalmente pensando en los asociados que abonan su factura en tiempo y forma, y por el descontento que esto genera, dado que en muchas ocasiones se ve perjudicada la calidad del servicio eléctrico”. Asimismo, detalló que “las personas que roban energía, cometen un delito penal, y nosotros tenemos que actuar aún en este contexto tan complejo, porque además esta situación genera riesgos para la integridad de las personas e incendios de viviendas inclusive”.

Desde la SCPL se contemplan todas las condiciones particulares y se ofrece, por ejemplo, el Plan Conectados “que acerca la legalidad a las personas que estén pasando una situación económica complicada”, expresó Cantos. Al mismo tiempo agregó que en la ciudad se estiman más de 10.000 conexiones irregulares.

El trabajo finalizó en el barrio Máximo Abásolo, donde se detectaron más de 155 conexiones irregulares.

4.jpg

Por último, Cantos invitó a los vecinos a acercarse a la institución para regularizar su situación. “En este contexto de pandemia nuestra Cooperativa contempla la situación de cada familia para que sean incluidos en el sistema nuevamente.”.

Por su parte, Federico Massoni expresó que “es un acompañamiento solicitado por la SCPL para brindar seguridad al personal en barrios difíciles para trabajar. Se trata de conexiones clandestinas que requirieron la participación policial. No se desconecta a quienes no pagan, si no a los ilegales y la idea es que puedan regularizar su situación”.

Dejá tu comentario