Locales | comodoro

Queja de vecinos por garrafas de gas a más de 400 pesos

La concejal Sirley García aseguró que son cerca de 9 mil las familias que en la ciudad petrolera no cuentan con la red de gas natural. Hay una tarifa social que desde Nación se fijó en 295 pesos pero no se respetaría con estos valores en la ciudad.

Ante el inicio de las bajas temperaturas que se hacen sentir en la región patagónica, los usuarios denuncian que la única distribuidora de gas licuado en Comodoro Rivadavia, Surgas, vende la garrafa de 10 kilos a más de 400 pesos cuando el cuadro tarifario estipula que el precio de venta debe ser 295 pesos.

La garrafa social es una gran ayuda para los ciudadanos que residen en los barrios que aún no cuentan con la red de gas y es la Secretaría de Energía y Minería de la Nación –a cargo de Gustavo Lopetegui- quien regula el cuadro tarifario nacional para la venta de garrafas de 10 kilos de gas envasado.

La concejal Partido Justicialista (PJ), Sirley García, sostuvo que "nosotros recibimos la queja de los usuarios porque Surgas vende a un precio superior al de la resolución que emana desde Nación. Ellos lo venden siempre 100 pesos por encima de ese valor”.

“La verdad es que el aumento del gas envasado ha sido mucho mayor al del gas de red desde que empezó la gestión de Mauricio Macri. Sufrió un aumento del 200% de aumento, por lo cual nosotros siempre buscamos que se respete el valor", agregó.

Según el edil, en esta ciudad hay más de 9 mil familias que utilizan garrafas para poder calefaccionarse y cada una de ellas utiliza al menos cuatro garrafas al mes dependiendo de la cantidad de integrantes.

MEDIDA CAUTELAR

“Estuve hablando con representantes de Defensores de Usuarios y Consumidores donde les comunicamos sobre el monopolio de Surgas. Lo que me plantearon es que se puede avanzar en una medida cautelar donde se podría fijar y estipular un precio y frenar una tarifa por encima de la ley para que se mantenga un precio de resolución”, consideró.

La concejal también aseveró que la medida implicaría un resarcimiento económico para la ciudad. “Se verificaría cuánto tiempo se incumplió (Surgas) con el precio y poder hacer un reclamo para un resarcimiento económico con alguna obra para la ciudad por parte de la distribuidora. Vamos a trabajar en ese sentido para ver si podemos lograr un valor fijo y un resarcimiento por haber incumplido con el sobreprecio para los usuarios”, subrayó.

Fuente: El Patagónico

Dejá tu comentario